✅Presupuesto GRATIS y sin compromiso!✅

 

¡Precios a convenir!

 

 

Tel: 642328418

Atención!!! Pagas al final de obra, sólo si estás satisfecho. Solo particulares.

{{business_hours}}

Trabajamos en:

  • Madrid
  • Malaga
  • Granada
  • Alicante
  • Murcia
  • Albacete
  • Zaragoza
  • Salamanca
  • Toledo
  • Galicia
  • Badajoz
  • Albacete
  • Bilbao
  • Cordoba
  • Cuenca
  • Leon
  • Segovia
  • A Coruña
  • Vigo
  • Pontevedra
  • Ourense
  • Lugo

paviconj-es.es en redes sociales

Hormigón Impreso Vertical

Las técnicas de construcción no hacen más que avanzar, y ha llegado el turno del hormigón impreso vertical. De hecho, ha llegado para quedarse y destronar a otras técnicas obsoletas. ¿Qué es lo que lo hace tan especial? Bueno, sigue leyendo para que aprendas todo sobre esta maravilla de la construcción.

¿Qué es el hormigón impreso vertical? obra ejecutada por PaviConj...

¿Qué es el hormigón impreso vertical?

Empecemos por el principio: ¿Qué es el hormigón impreso vertical? Es un hormigón armado, cuya aplicación se hace sobre superficies en vertical, de forma muy fácil y barata. Es ideal para situarse en el exterior por su resistencia a la humedad, pero también se puede hacer en interiores.

 

Se le llama “impreso” o “estampado” porque da la posibilidad de imprimirle infinidad de texturas y diseños. Aunque también puede dejarse simplemente liso y dar un toque moderno a cualquier construcción. Apareció a mediados del siglo pasado y, desde entonces, su mercado no ha dejado de crecer en todo el mundo.

Ventajas del hormigón impreso vertical

Sin duda, hay una increíble variedad de revestimientos, pero ¿qué tiene esta forma de aplicar el hormigón que lo hace tan especial? Bueno, en adelante, veremos algunas de sus ventajas:

Fácil mantenimiento

El fácil mantenimiento es un factor muy importante a la hora de decidirse por esta técnica. Y es que mantenerlo no requiere grandes esfuerzos. En sí, quizás necesites limpiarlo con agua a presión o cualquier detergente unas seis veces al año. Incluso, puede que menos, si el revestimiento se encuentra en un área donde no haya tanta suciedad.

Fácil aplicación

El proceso de aplicación es tan simple que podrías hacerlo tú mismo con las herramientas adecuadas. En un solo día de trabajo, puedes completar el muro de tu patio o la fachada principal de tu casa. Por lo que los grandes proyectos, no llevarán más que un par de días.

Impermeabilidad absoluta

El agua es un elemento que puede convertirse en enemigo de cualquier fachada. Pero eso no debe preocuparte en este caso. Este material es absolutamente impermeable y además evita por completo cualquier filtración. Esto posibilita que si tienes algún espacio donde suele haber bastante agua, como un baño, ésta no salga de allí.

Variedad

No puedes decir que este recubrimiento no va con el estilo de tu casa o edificación. Y es que las posibilidades estéticas son prácticamente infinitas. Puedes conseguir diseños usando plantillas, colores o incluso dibujando el diseño a mano si lo deseas.

Durabilidad y resistencia

Pasarán los años y no verás ningún tipo de daño en las superficies. Esto se debe a que este material es increíblemente resistente. Pero conviene que veamos exactamente en qué sentidos:

  • Impactos. Este material presenta una resistencia sin igual frente a los golpes. Por esta razón, resulta perfecto para lugares donde se practiquen deportes.
  • Líquidos fuertes. Como dijimos antes, limpiarlo no será un problema, ya que aguanta líquidos y ácidos fuertes. Por lo tanto, el uso de cloro o ácido clorhídrico no hará que pierda la coloración.
  • Clima. Sabemos que los lugares secos pueden erosionar el concreto mismo sin muchos problemas. Y los climas fríos comúnmente hacen resquebrajarse las estructuras. Eso no pasará con este material.
  • Rayos UV. El sol mismo es enemigo de los acabados, pues los decolora con el paso de los años. Durante la aplicación del hormigón impreso vertical, se añaden resinas protectoras que evitan el daño por rayos UV. 

Económico

Quizás la característica de mayor peso es que es accesible. Para su enorme calidad y resistencia, los precios están muy acordes. De hecho, es común que consigas materiales no tan buenos en el mercado, por un precio mucho mayor. Tenemos el caso de la madera, que lamentablemente no puede ponerse en cualquier superficie, pues se daña con facilidad. O el cemento corriente, cuya porosidad da cabida a que la humedad cree bacterias y hongos.

Principales utilidades

Un material tan versátil y resistente puede aplicarse en prácticamente cualquier espacio. No obstante, veamos un poco las principales utilidades del hormigón impreso vertical.

  • Piscinas. Las piscinas son ambientes donde hay una constante humedad. Debido a esto, suele usarse esta técnica para recubrir las paredes que rodean estas áreas. E incluso se puede ver este material en los suelos.
  • Sótanos. Los sótanos albergan gran cantidad de humedad. Comúnmente se convierten en lugares oscuros y fríos. Pero eso cambia cuando se usa esta técnica para recubrir las paredes del sótano.
  • Cocinas. La cocina es un lugar que se ensucia constantemente de grasa. Como este material es tan fácil de limpiar, se aplica en muchas cocinas, tanto en hogares como en restaurantes.
  • Fachadas. La parte externa de una edificación es la que se lleva el trabajo más duro frente a las adversidades. Este método se usa en fachadas para dar protección y un toque estético.
  • Patios y jardines. En este caso, también nos encontramos o con mucho sol o mucha humedad. Patios y jardines son lugares donde un recubrimiento de este tipo hace su trabajo a la perfección.
fachadas de hormigón impreso vertical obra ejecutada PaviConj...

¿Cómo aplicar hormigón impreso vertical?

Te preguntarás cómo aplicar hormigón impreso vertical. A continuación, te hemos dejado una lista detallada sobre el procedimiento para que puedas hacerlo tú mismo.

  1. Primero, debes conseguir un recipiente grande donde puedas hacer la mezcla.
  2. Añade el mortero de hormigón y luego una porción pequeña de agua. Si quieres, puedes agregar algún colorante en polvo. Después, mezcla con ayuda de un mezclador industrial. Si no tienes uno, puedes hacerlo a mano, pero asegurándote de que no queden grumos. La contextura final debe ser lo suficientemente espesa como para que no se caiga de la superficie donde la pongas.
  3. Ahora vendrá la aplicación. Para ello tendrás que hacer agujeros sobre la superficie destinada. Esto ayudará a que el hormigón se sostenga. Puedes utilizar un martillo o un cincel.
  4. Moja la superficie con ayuda de un dispensador en spray.
  5. Ahora, con una paleta, aplica una capa fina de la mezcla que hiciste antes. No es necesario que quede completamente uniforme en esta etapa.
  6. Cuando tengas un buen tramo, aplica una segunda capa. Recuerda que debes ir haciéndolo por partes, ya que el hormigón puede endurecerse.
  7. Cuando hayas aplicado la segunda capa, puedes usar una barra metálica recta para unificar la superficie. Sólo pásala sobre ella para reducir el relieve.
  8. Después, vuelve a aplicar agua con el dispensador en spray. Esto se hace para aflojar el concreto y prepararlo para moldearlo.
  9. Ahora conviene que pulas la superficie con la paleta para asegurarte de que está completamente uniforme.
  10. Ten el molde o plantilla a la mano, porque ha llegado el momento de usarla. Pero antes, debes aplicarle algún líquido que impida que el cemento se adhiera. Un poco de aceite puede funcionar. También puedes usarlo directamente sobre el concreto.
  11. Presiona el molde con algo de fuerza sobre el hormigón fresco, asegurándote de que todas las esquinas hagan contacto.
  12. Después, retira cuidadosamente la plantilla y repite la operación en la zona aledaña. Sigue así hasta que imprimas toda la extensión.
  13. Cuando termines con ese espacio, puedes repetir todo el proceso en el siguiente tramo.
  14. Al finalizar, aplica, de nuevo con el dispensador, una resina aislante. 

Colores y moldes

Como dijimos antes, hay mucha variedad de colores y texturas. Y en la tienda de materiales de construcción encontrarás muchas alternativas interesantes. Mira algunas.

Colores

Los pigmentos para el hormigón son algo muy fácil de conseguir. Y si no te gusta el clásico color del cemento te pueden servir de mucho. Básicamente, son una sustancia en polvo que se añade a la mezcla.

Sin embargo, tienen una limitación. Estos pigmentos se hacen utilizando óxido de hierro como principal componente. Otros colores se consiguen con materiales sintéticos u orgánicos y no son tan duraderos. Por lo tanto, veamos algunas de las posibilidades de los pigmentos hechos con óxido de hierro.

  • Amarillos, pero nunca chillones. Más bien tonos inclinándose hacia el naranja y el rojo.
  • Rojos tostados, bastante intensos. Pueden acercarse hacia los naranjas e, incluso, los violetas.
  • Se puede conseguir un negro, no demasiado intenso. Más bien acercándose hacia la ceniza. Sin embargo, si se desea, es posible llegar a un tono levemente azulado o rojizo y, por supuesto, grises.
  • Si se mezclan pigmentos negros y rojos, se conseguirán tonalidades marrones similares al cuero. Aunque si mezclas un cemento gris con un pigmento naranja, también conseguirás un marrón muy llamativo y elegante.
  • Colores naranjas y salmones se pueden conseguir mezclando amarillo con un poco de rojo.
  • Increíblemente, si añades motas de negro al amarillo, puedes conseguir un verde muy apagado. 

Moldes

Ahora bien, cuando hablamos de moldes y plantillas, las posibilidades se acrecientan. Si bien de forma comercial los diseños son limitados, puedes hacer tus plantillas propias con plástico o un material no poroso. Claro, también, si te animas, puedes hacer algún diseño a mano con ayuda de un cincel. No obstante, por ahora, hagamos un repaso de los moldes comerciales.

  • Piedra inglesa. También conocida como sillería. Simula el aspecto de la piedra natural que ha sido cortada y emplazada en bloques pulidos.
  • Imitación de madera. Puedes conseguir acabados desde tablones hasta trozos de madera rústica.
  • Adoquín. Al mejor estilo de las ciudades europeas. Normalmente este molde se utiliza en suelos, pero no hay problema con usarlos también en paredes.
  • Espiga. La espiga es similar al adoquín, sólo que sigue una pauta triangular. También se le conoce como adoquín romano.
  • Piedra irregular. Es una de las mejores opciones para exteriores. Esta plantilla simula un muro hecho con piedras en su estado natural.
  • Abanico. Los moldes en abanico son perfectos para cubrir grandes superficies. Aunque se usan comúnmente para imprimir suelos, seguro encontrarás un uso para ellos en tus muros.
  • Piedra de río. La clásica piedra redondeada de río pulida por el agua.
  • Baldosa. Si necesitas algo para el baño o la cocina, entonces un molde de baldosa es lo ideal. Como no tiene porosidades, la suciedad no se almacena en las rendijas.
  • Ladrillos. Para simular muros de ladrillo, también encontrarás moldes de distintos tamaños y texturas.
  • Ladrillos de piedra. Una gran variedad que también encontrarás. Dan acabados rústicos y con muchos ángulos, simulando la laja o bloques de piedra. 

Preguntas frecuentes

Puede que tengas algunas preguntas respecto a esta técnica. Y también es probable que alguien ya haya tenido esta duda. Por eso, adelante verás una recopilación con las preguntas más frecuentes y sus respectivas respuestas.

  • ¿Cuánto tiempo tarda la aplicación completa en un muro? Todo depende de la extensión. Pero si hablamos de un tramo de 3x3 metros, se puede hacer en unas cuatro horas de trabajo por manos expertas.
  • ¿Cuánto dura el hormigón vertical? Este material es muy resistente. Por lo que no necesita casi cuidados. Sin embargo, todo es perecedero y tarde o temprano el hormigón se deteriorará. Pese a esto, no debes preocuparte ya que puede durar 60 años o mucho más.
  • ¿Cómo hacerle mantenimiento? El único mantenimiento que hace falta es la limpieza ocasional. Puedes hacerlo con agua a presión para desprender la suciedad o restregando con cualquier detergente.
  • ¿Qué debo hacer si la superficie se resquebraja? En un principio no debería suceder. Pero si por alguna razón la superficie se quiebra, lo mejor es llamar a un experto. Él aplicará hormigón en la grieta y luego lo pulirá o le dará forma para que quede como antes.
  • ¿Qué debo hacer si la coloración se pierde? Si el pigmento se aplicó como debe hacerse, no va a haber pérdida de coloración. Por otro lado, si usaste pigmentos orgánicos y no minerales, sí es probable que se vaya perdiendo con el tiempo. En este caso, poco puedes hacer. Por eso, lo mejor es usar sólo pigmentos minerales. 

Conclusión

El hormigón impreso vertical es una de las técnicas más rentables actualmente, y con varias razones. Como ya te habrás dado cuenta, su durabilidad, bajo coste y casi nulo mantenimiento lo hacen perfecto para casi cualquier ambiente. Y, si a eso añadimos la infinidad de acabados que puedes conseguir, realmente es una de las mejores opciones. 

PaviConj...LA HUELLA DE LO BIEN HECHO...